Después de la reunión del pasado 30 de octubre, con el secretario de estado del Ministerio de Transición Ecológica, los regantes de la Costa Tropical muestran su indignación a través de un comunicado a los medios de comunicación, al afirmar que se ha roto el compromiso que tenían con la ministra tras una reunión mantenida en Motril en la que se garantizó que el proyecto general básico habría acabado en octubre. Los regantes afirman que los nuevos plazos son que la declaración de impacto ambiental (DIA) estará para el mes de abril y si todo marcha sobre lo previsto el proyecto terminaría unos meses después.

La Comunidad General de Regantes del Bajo Guadalfeo rechaza que se diga que “estamos en plazo” o “vamos a buen ritmo” cuando se está dilatando el tiempo demasiado como que para resolver 12 alegaciones hayan necesitado seis meses.

Los Regantes han solicitado a los ayuntamientos, políticos, agricultores, asociaciones y profesionales el impulso común para terminar esta inversión “de la manera más rápida posible”.

Dejar respuesta