Las secciones sindicales del Ayuntamiento de Motril convocan una huelga de los servicios municipales para el 30 de marzo

241
Publicidad

Las secciones sindicales de UGT, CC OO, CSIF, CGT y Tal y Tal han remitido el siguiente comunicado de prensa:

Finalizado el Plan de Ajuste Municipal, que ha destruido uno de cada tres puestos municipales, y mantenido en suspenso los derechos de los trabajadores municipales durante más de 10 años, el pasado mes de junio de 2022, se inicio el procedimiento que debía devolver los derechos en suspenso a la plantilla municipal mediante la negociación colectiva, y con ello, la calidad a los servicios que se ofrecen a los ciudadanos desde el Ayuntamiento de Motril. Tras la reunión inicial, se observo desde el inicio del proceso a una estrategia de dilatación, muestra de esta afirmación, es que en los 10 meses que dura ya el proceso, tan solo se han convocado una seis de reuniones, la mitad de ellas, en lo que va de este año y ante la presión y la movilización de la plantilla municipal,  logrando reanudar el proceso de negociación a mediados del mes de enero de este año.

A día de hoy, el proceso de negociación está basado exclusivamente en la muestra de buena voluntad que repite el concejal responsable del área, una y otra vez, pero eso, solo voluntades que no se materializan en propuestas concretas y que se presentan envueltas en un mar de dudas, técnicas y sometidas a desarrollos de procedimientos en un futuro, sin garantía de cumplimento alguno. Esto, ya nos sucedió en el año 2018, donde las partes alcanzamos un acuerdo en SERCLA, que, a día de hoy, no se ha cumplido.

Inmersos en la situación actual de incertidumbre total de las partes, ayer mismo, a poco más de diez días de la convocatoria de una huelga, se nos comunicaba que se aplazaba sin fecha la reunión programada para el próximo miércoles. Como motivo para esta suspensión, se argumentaba la celebración de otra a las 9:15 en la que se definirán los servicios mínimos de la huelga. Una vez más, el equipo de gobierno muestra cuanto menos un desinterés por el proceso de negociación, y una irresponsabilidad absoluta, pues la reunión programada, se podría haber aplazado a la tarde del mismo miércoles, o incluso adelantado a hoy martes.

Por lo anteriormente expuesto, nos vemos obligados a retomar las movilizaciones, y constituirnos en mesa de negociación permanente a partir de este jueves, mostrando nuestra plena disposición y dedicación a la negociación las 24 horas del día los siete días a la semana, todo, con el objeto de alcanzar un acuerdo satisfactorio para las partes que evite la huelga. Las partes, debemos ser conscientes de que esta huelga, afectaría a toda la ciudadanía y gravaría seriamente al tejido económico de nuestra ciudad en las fechas en las que estamos.

Hemos de reconocer, que ante la falta de un calendario de reuniones intenso desde el inicio de la negociación, y por tanto, de una negociación real, durante los diez meses de duración del proceso, los trabajadores, valoramos en varias ocasiones la convocatoria de huelga, y esta aparecía como una opción durante el pasado verano, y la Navidad, pero en un acto de responsabilidad, los trabajadores, volvimos a confiar en la falsa buena voluntad del equipo de gobierno que nos ha llevado al momento actual.

La historia comenzó en el 2012 con el Plan de ajuste aprobado por el Partido Popular y debe finalizar con un acuerdo que deben firmar con los mismos que lo provocaron.

Desde la representación de los trabajadores, finalizado el Plan que ha saneado las arcas municipales gracias al esfuerzo de la plantilla municipal, y con el objetivo de recuperar la calidad de los servicios municipales, entendemos que es el momento de revertir esta situación. Confiamos en poder alcanzar un acuerdo satisfactorio antes del día 30, que cumpla con los objetivos planteados por los trabajadores, y que básicamente se recogen en los siguientes bloques:

– Recuperación de los derechos suspendidos en 2012.

– Definición de la carrera profesional horizontal y vertical.

– Equiparación jornada y permisos con otras administraciones.

– Plan de empleo municipal que acabe con la destrucción de puestos de trabajo como única garantía de unos servicios públicos municipales de calidad.

Para finalizar, volvemos a apelar a la responsabilidad de la alcaldesa de Motril, Luisa María García Chamorro, solicitándole que tome las riendas del conflicto como máxima responsable de la ciudad, favorezca, tome las decisiones oportunas y promueva los procedimientos necesarios para garantizar que las partes alcancen un acuerdo satisfactorio para todas las partes.

Artículo anteriorEl Puerto de Motril patrocina la Maratón Solidario que organiza asociación Run&Run para luchar contra la distrofia muscular
Artículo siguienteEl Ayuntamiento de Motril recupera las ayudas sociales para los trabajadores municipales