La corporación municipal expresa su repulsa tras el crimen que ha costado la vida a una joven motrileña

68
Publicidad

La alcaldesa de Motril, Luisa María García Chamorro, ha calificado de «extremadamente duro» el momento que están viviendo varias familias motrileñas tras la muerte de una joven de la localidad en circunstancias que aún tratan de esclarecerse y que permanecen bajo secreto de sumario. Para la primera autoridad municipal «la pérdida de una vida, de manos de otra persona, es un hecho terrible y que en este caso ha tocado de lleno a un barrio muy popular de Motril, como es El Varadero, y tenemos que condenar expresamente este suceso».

La regidora insistió en que es necesario respetar el estado actual de la investigación «no podemos calificarlo aún de violencia doméstica, pero entendemos que sí se trata así». Según García Chamorro, desde las instituciones y al igual que desde el conjunto de la ciudadanía «no sólo tenemos que denunciar, sino actuar e intervenir desde la raíz en la medida de todas nuestras posibilidades y pensando siempre en que todos podemos aportar algo para frenar este auténtico drama social».

Desde el Área de Igualdad del Ayuntamiento de Motril, hoy ha convocado un minuto de silencio tras la muerte de una joven de la localidad (que apenas había traspasado el umbral de la mayoría de edad), a consecuencia de las numerosas puñaladas que, presuntamente, le habría provocado su compañera sentimental quien se entregó voluntariamente a la Policía Nacional de Motril, poco después de consumarse los hechos.

La teniente de alcalde de Igualdad, Inmaculada Torres Alaminos, reprodujo la consternación que se está viviendo en Motril desde el momento en que se conoció el tremendo suceso. Para Torres Alaminos «es horrible tener que volver a expresar nuestro rechazo ante un caso de violencia que nos lleva a insistir en la necesidad de trabajar a fondo con los jóvenes, en los centros educativos». La edil expresó su tristeza por los acontecimientos vividos «que han producido momentos muy dramáticos en la ciudad».

Tras el minuto de silencio, la totalidad del Gobierno Municipal, encabezado por su alcaldesa, numerosos concejales de diferentes grupos políticos del Ayuntamiento de Motril y trabajadores prorrumpieron en un aplauso de adhesión y recuerdo hacia la joven que ha perdido la vida en este terrible crimen.