El Puerto recupera el varadero con una grúa pórtico con capacidad para 110 toneladas

279
Publicidad

El Puerto de Motril cuenta con una nueva zona de varadero para la reparación de embarcaciones, treinta años después, y una grúa pórtico capaz de mover y trasladar barcos y yates dentro y fuera del agua con un peso de hasta 100 toneladas.  La inversión, superior a los 650.000 euros y cuyas obras se han ejecutado en un meses y medio, la ha llevado a cabo la empresa Marina Motril, propietaria de las instalaciones y concesionaria dentro del recinto portuario.  El presidente de su consejo de administración, Ignacio Cuerva, ha resaltado la apuesta por “proyectos que impulsen la Costa Tropical y el Puerto de Motril”.  Y es que de este varadero se va a beneficiar especialmente la flota pesquera de la comarca, que ya no tendrá que desplazarse a los puertos de Caleta de Vélez y Roquetas para realizar las correspondientes inspecciones.

El Patrón Mayor de la Cofradía de Pescadores del Puerto de Motril, Ignacio Cabrera, confía en la recuperación del sector y la industria relacionada con el mantenimiento, mecánica y electrónica de barcos, como lo demuestra la puesta en servicio de las nuevas instalaciones de Marina Motril.

 Vigas de hormigón

Las obras han consistido en la ejecución de tres vigas de hormigón armado, dos de ellas voladas en el mar para poder realizar las operaciones de carga y descarga, y la otra apoyada en el talud de escollera del muelle, de 20 metros de longitud y 1,5 metros de canto, que descansan sobre 24 pilotes sumergidos hasta 20 metros de profundidad.  Cada pilote ofrece una resistencia de 300 toneladas.  Para la ejecución de las vigas se han empleado 6.650 toneladas de hierro.

El presidente de la Autoridad Portuaria, José García Fuentes, ha subrayado “el esfuerzo y apuesta decidida” de Marina Motril por la inversión en el puerto y por su apoyo al desarrollo de la náutica y la pesca.  “Un sector, este último, al que le adelanto ya mejoras dentro del Plan Director de Infraestructuras del Puerto, que contempla la construcción de una dársena específica para ambas actividades, con espacios libres y abierta a la ciudad, de la que se van a beneficiar los motrileños y, sobre todo, los vecinos de Varadero y Santa Adela”.

 La alcaldesa de la ciudad, Luisa García Chamorro, por su parte, ha puesto en valor el esfuerzo inversor de la iniciativa privada en beneficio de los sectores pesquero y náutico-deportivo.  “Una iniciativa empresarial que, como otras muchas que han apostado por Motril, están haciendo que la ciudad y su puerto consoliden su papel y posición a nivel nacional”.

 El acto institucional de inauguración de la nueva zona de varadero y la grúa pórtico ha finalizado con la intervención de la delegada territorial de la Consejería de Agricultura y Pesca en Granada.  María José Martín Gómez ha trasladado el “compromiso de la Junta de Andalucía con Motril y con el sector pesquero”.  Como ejemplo de inversión se ha referido al nuevo varadero, cuyo apoyo está pendiente a través del grupo acción local de pesca, las casetas para pescadores o la ampliación de la lonja, entre otras.

 De las características de la grúa pórtico (Travelift) destacan su giro de 360 grados sobre su propio eje, mediante sistema de pistones, y el ancho de varada, pudiendo manejar barcos de más de ocho metros de manga, la práctica totalidad de la flota pesquera del Puerto de Motril