El PSOE advierte que la nueva normativa de Comercio de la Junta es un fuerte palo para el sector en Motril pues favorece a las grandes superficies 

76
Publicidad

La concejala del PSOE en el Ayuntamiento de Motril Flor Almón ha advertido de los cambios hechos el pasado mes de diciembre por la Junta de Andalucía para eliminar derechos y garantías de los consumidores. Almón ha llamado la atención sobre lo que va a suponer “una merma notable en la protección de la ciudadanía frente a posibles abusos y conflictos” y sobre el “mazazo que va a recibir el comercio tradicional de Motril, que va a quedar en nada frente a las grandes superficies comerciales, a las cuales se les facilita más la apertura cualquier día de la semana con la eliminación de requisitos”.

Según ha explicado la edil socialista, el PP, el nuevo decreto, que afecta a 80 normas y a 300 trámites administrativos, reduce considerablemente los derechos de los consumidores en ámbitos como el comercial y el turístico, “produciéndose un claro retroceso para la ciudadanía, favoreciendo la especulación y dando mayor protagonismo a las grandes superficies comerciales”.

“Este nuevo decreto del Gobierno de Juanma Moreno, y del que no ha informado ni dicho nada Luisa García Chamorro, viene, sobre todo, a satisfacer los intereses de las grandes superficies comerciales, pues les permitirá ampliar la posibilidad de aumentar su horario de apertura en domingos y festivos, perjudicando con ello al pequeño y tradicional comercio de Motril”, ha advertido.

“La nueva norma, de la que, insistimos, la alcaldesa no ha dicho nada porque no le importa nada el comercio de Motril salvo para hacerse fotos, supone una absoluta desregulación del sector y, con ello, la herida de muerte a este sector tradicional de nuestra ciudad, que mantiene el centro urbano y a los barrios vivos”, ha añadido.

“Primero, Luisa García Chamorro no les ayuda desde el Ayuntamiento y ahora consiente que sus jefes, sus compañeros de partido en la Junta, den esta estocada al sector”, ha afirmado, Almón, que ha advertido que estas medidas se toman sin participación social ni haber pasado por  el Consejo Andaluz de Comercio, el de Turismo, el de las Personas Consumidoras y Usuarias de Andalucía o el Consejo Económico y Social.

“Además, el PP no ha consensuado una norma que, claramente, beneficia a unos pocos. No le interesa la participación ni el diálogo. Se carga el comercio tradicional y muchos derechos de los consumidores, dejando ver su verdadera cara. A ver qué les explica ahora Luisa García Chamorro a la Asociación de Comerciantes”, ha subrayado.

Flor Almón ha señalado que entre las nuevas medidas de la Junta, algunas suponen una merma de garantías para la ciudadanía como, por ejemplo el derecho del consumidor a comprobar en las gasolineras si la cantidad de carburante suministrado es correcta.

Almón ha indicado, por último, que también se elimina el Registro de Comerciantes y Actividades Comerciales de Andalucía, en el que debía inscribirse obligatoriamente hasta ahora toda persona jurídica o física que ejerciera una actividad de estas características en la comunidad, y el Registro General de Comerciantes Ambulantes y el de Ferias Comerciales Oficiales.