Publicidad

Se enfrentan, cada día, a las situaciones más difíciles. En muchas ocasiones son los primeros al llegar al escenario de hechos muy complicados, desde el punto de vista humano, y han de estar preparados para encontrarse cualquier eventualidad, incluida la primera atención a ciudadanos requieran una atención inmediata mientras esperan la llegada de los servicios sanitarios. Por eso mismo, Protección Civil de Motril ha desarrollado hoy una jornada de formación en técnicas de reanimación cardiopulmonar dirigida a los agentes del Cuerpo Nacional de Policía en la ciudad, que ha sido extraordinariamente bien acogida por estos por cuanto supone un plus de formación adicional, a su ya demostrada profesionalidad, esencial en la prestación de un servicio público.

La jornada, celebrada en las instalaciones de la Comisaría de Policía Nacional, ha sido impartida por miembros de Protección Civil y saludada con agradecimiento por el comisario jefe local, Juan de Dios Piedra Martínez en nombre de todo el cuerpo.

En su acto de clausura, la teniente de alcalde del área de Seguridad del Ayuntamiento de Motril, María Ángeles Escámez explicó que “la formación de los cuerpos de seguridad en respuestas como la reanimación cardiopulmonar es fundamental, porque la emergencia surge en el momento más inesperado y el conocimiento puede salvar vidas cuando menos lo esperamos”. Según Escámez, cualquier apoyo que se pueda brindar desde el ayuntamiento y Protección Civil “siempre será gratificante porque estamos contribuyendo a hacer una ciudad más segura”, dijo la edil.

Y es que la importancia de acciones formativas como esta viene más que justificada, según el coordinador de Protección Civil de Motril, Ramón Mesa: “consideramos la formación como un medio muy eficaz de prevención y, por tanto, como algo que puede evitar la pérdida de vidas humanas”. Mesa, además, destacó la labor del grupo de instructores que se están encargando de facilitar ese conocimiento y técnicas cuya aplicación es crucial en momentos de emergencia.

De hecho, el propio comisario jefe local de la Policía Nacional de Motril, Juan de Dios Piedra, agradeció al área de Seguridad y a Protección Civil su interés por llevar las acciones formativas a los agentes. “Un policía bien formado repercute en la seguridad de los ciudadanos, por lo que he de mostrar mi gratitud en este sentido”, dijo el comisario jefe.