Publicidad

Por segundo día consecutivo, los bomberos de Motril tuvieron anoche que sofocar las llamas de los contenedores ubicados junto al centro de salud de la avenida de Salobreña, en la calle Guayana. En esta ocasión se da la circunstancia de que el contenedor quemado era que el habían colocado ese mismo día para sustituir el del día anterior.

Foto: Alba Feixas
Foto: Alba Feixas

Fuentes de Limdeco han confirmado a Telemotril que el coste de cada recipiente es de unos 1.200 euros, sin contar los gastos de la reposición, la labores de extinción del fuego por parte de los bomberos y los daños que puedan provocar en mobiliario urbano, coches aparcados en las proximidades o viviendas.

La concejalía de Seguridad Ciudadana apela a la colaboración de los vecinos que sean testigos de cualquier actividad sospechosa lo denuncien al 092 o bien al 958600200 donde se garantizará el anonimato de los denunciantes.