VOX censura la apertura de expedientes sancionadores a trabajadores del Ayuntamiento de Motril por opiniones realizadas en redes sociales

254
Publicidad

El equipo de Gobierno ha ido más allá en su continua e inacabable campaña electoral a base de fotos, y ahora pretende establecer un ‘Gran Hermano a la Motrileña’, al intentar controlar cuándo les critican los vecinos de la ciudad en determinados grupos y perfiles de redes sociales.
Esta situación esperpéntica, más propia de un programa de cotilleos de televisión, toma un cariz serio, cuando el Grupo Municipal de VOX recibe la información por la cual, el equipo de Gobierno estaría incoando expedientes sancionadores a los trabajadores dependientes del Ayuntamiento de Motril por haber vertido críticas a la gestión municipal.
Este hecho se circunscribe al periodo abarca desde la declaración del Estado de alarma hasta la actualidad, y en relación con la preocupación que expresaban dichos trabajadores respecto al material de protección que se le estaba proporcionando desde el Ayuntamiento, el cual no consideraban adecuado.
Desde el Grupo Municipal de VOX Motril queremos hacer público que desde que fuera declarado el Estado de Alarma, hemos llevado a cabo una continua labor de seguimiento de la gestión del equipo de Gobierno de la ciudad mediante la presentación en el registro del Ayuntamiento de sucesivos escritos, en los que se aportaban propuestas para mejorar la gestión de la pandemia en la ciudad, y en los que hemos venido solicitando información sobre la gestión llevada a cabo por el equipo de Gobierno: entre estos escritos solicitando información, se recogen estas y otras quejas trasladadas por diversos trabajadores del Ayuntamiento. En su momento, estas y otras preguntas que hemos registrado desde la declaración del Estado de Alarma se harán públicas, una vez quede controlada la expansión del COVID-19 y se reanude la actividad política municipal, tal y como estaba previsto por nuestro Grupo Municipal.
El equipo de Gobierno ha declinado responder a dichas preguntas hasta el momento, en virtud de las prerrogativas establecidas por la declaración del Estado
de Alarma, que les exime de la obligación de contestar a nuestros escritos. Entendemos que ante la emergencia sanitaria a la que nos enfrentamos el equipo de Gobierno sea eximido de contestarnos porque la prioridad es atender y cuidar a los vecinos de la ciudad, pero no podemos aceptar que no se nos conteste cuando la cuestión a tratar es la seguridad de los trabajadores del Ayuntamiento, y en ningún paso podemos aceptar que el equipo de Gobierno esté traspasando los límites imaginables, al pretender que, a dichos trabajadores, que solo han manifestado su preocupación y su miedo más que comprensible ante la situación excepcional de vivir una pandemia global, se les proceda a incoar un expediente sancionador.
Desde el Grupo Municipal de VOX manifestamos que no vamos a apoyar esta medida adoptada por el equipo de Gobierno, a la que nos oponemos frontalmente: de un gobernante se espera que lidere y transmita certidumbre a su pueblo cuando tiene miedo, y que sepa encajar y escuchar las críticas, y no actuar con recelo y ánimo de venganza contra quienes las profieren.
La actitud caciquil que demuestra el equipo de Gobierno con esta medida sienta un mal precedente, impropio de un gobierno democrático. Lamentamos esta deriva autoritaria, justo cuando más falta hace que se transmita tranquilidad y voluntad de escuchar a los vecinos de la ciudad y a los trabajadores municipales.