La Junta mejora la accesibilidad de cuatro edificios de viviendas públicas de Cuartel de Simancas

56
Publicidad

La Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio acometerá en los próximos días las obras para mejorar la accesibilidad en una promoción de viviendas públicas en alquiler en Motril, que han sido contratadas con un presupuesto de 52.357 euros a la empresa Lirola Ingeniería, con un plazo de ejecución de un mes. La actuación se va a ejecutar en los bloques 1 al 4 del grupo de 106 viviendas con matrícula GR-0912, situado en la calle Cuartel de Simancas, el cual es titularidad de la Agencia de Vivienda y Rehabilitación de Andalucía (AVRA).

La actuación viene motivada por el mal estado en que se encuentran las rampas de acceso a los edificios, que además incumplen la normativa actual, por lo que están en desuso. Asimismo, los peldaños de las escaleras se encuentran rotos y los soportales de los edificios presentan un estado muy deficiente, con parte de los revestimientos caídos y fugas en la red de saneamiento horizontal.

Estas deficiencias han recomendado la contratación y ejecución de estas obras, que consistirán en la reparación o sustitución de los peldaños dañados, la renovación del pavimento en las entradas a los edificios, la demolición y construcción de nuevas rampas de acceso a los bloques. También se actuará en las placas de los porteros eléctricos, sistemas abre puertas, viseras y cableado. También está previsto ejecutar reparaciones puntuales en los techos de escayola de los soportales, y en la red horizontal de saneamiento que cuelga de dichos soportales, entre otras reparaciones.

La actuación en Cuartel de Simancas se enmarcan en el Plan de Mejora de la Accesibilidad del Parque Público Residencial de AVRA, que incluye para este año 23 actuaciones en promociones de las ocho provincias, con un presupuesto para licitación de 2,5 millones de euros. Con estas actuaciones, la Consejería de Fomento y AVRA persiguen como objetivo hacer un parque público residencial más accesible, eliminando las barreras arquitectónicas ligadas a los desplazamientos dentro de los edificios y también en los espacios exteriores que los rodean.

Estas obras supondrán un beneficio importante y una mejora de la calidad de vida para todas las familias residentes, pero especialmente para las personas que tengan limitada la movilidad como consecuencia de alguna discapacidad física o por tener una edad avanzada, a las que se facilitarán los movimientos que ahora tienen restringidos o limitados, como consecuencia de la falta de ascensores o la presencia de escalones que no pueden salvar.

Las actuaciones previstas en el Plan de Mejora de la Accesibilidad se ejecutan con el acompañamiento de acciones de tipo social, a través las cuales se ha realizado la dinamización y la mediación oportunas, posibilitando que la población residente participe y facilite el óptimo desarrollo de las obras, dada la complejidad que supone la intervención en edificios y espacios habitados.