La Junta fomentará la preparación de los jóvenes a través de la Formación Profesional para garantizar el relevo generacional en el sector agrario y pesquero

90
Jornada técnica en un invernadero. FOTO DE ARCHIVO
Publicidad

La Junta de Andalucía va a fomentar la Formación Profesional vinculada al sector agrario, a las industrias alimentarias y a la actividad marítima-pesquera, a través del desarrollo de ciclos formativos. Con ello se pretende garantizar el relevo generacional en el sector primario.

Así se pondrá en marcha una batería de medidas e iniciativas encaminadas a adecuar la oferta pública de formación profesional a las necesidades del tejido productivo andaluz, a promocionar la Formación Profesional entre el alumnado de la comunidad y a facilitar la realización de prácticas en los 15 centros del Instituto Andaluz de Investigación y Formación Agraria, Pesquera, Alimentaria y de la Producción Ecológica (Ifapa), a fin de mejorar la cualificación de los alumnos.

De hecho, gracias a este convenio se van a realizar, por primera vez, programas formativos conjuntos, lo que significa que técnicos del Ifapa se incorporarán a dar clases en los centros educativos para participar en la Formación Profesional Dual de alumnos que, posteriormente, realizarán sus prácticas en los centros del Ifapa.

A este respecto, están previsto que se impartan cursos de técnico de laboratorio y técnico agrícola, sobre nuevas tecnologías agrícolas y pesqueras, cursos de marisqueo, de elaboración de quesos con nuevas técnicas de curación y de formación en agricultura de precisión. Se trata, en definitiva, de capacitar a los jóvenes en nuevas tecnologías y técnicas de cultivos y en un desarrollo pesquero y acuícola más sostenible.