Europa insta a España a realizar más controles de las frutas y verduras que se importan de Marruecos para evitar re etiquetado de productos

292
Publicidad

La Comisión Europea de Agricultura ha instado a todos sus estados miembros y en especial a España a que realice más controles a los productos que se importan desde Marruecos, tanto para comprobar que no se superan los cupos fijados cómo para asegurar que dichos productos no se cultivan con productos prohibidos en la Unión Europea y que no hay re etiquetado.

Según las respuestas a unas preguntas de una eurodiputada española a la Cámara, a las que han accedido Telemotril y Onda Sur, en 2019 la Comisión Europea de Agricultura detecto un posible fraude en 297 importaciones de productos marroquíes a la Unión Europea. La Comisión no recibió información alguna de los Estados miembros sobre el cambio de origen de las frutas y hortalizas importadas, lo que se conoce como re etiquetado.

Según la Comisión, cuando en un control se determina que los productos no son conformes, estos no pueden comercializarse en la Unión Europea. En este Las opciones son que si ha habido re etiquetado, el comerciante lo quite y deje como país de origen Marruecos en vez de España y así si se pueden comercializar o desecharlos del mercado.

Según la normativa europea, el país de origen debe indicarse en las facturas, los documentos de acompañamiento, el embalaje y en las tiendas en las que se vende al consumidor. Los Estados miembros también deben llevar a cabo controles de conformidad a este respecto.

Por último, según la Comisión Europea de Agricultura, en el acuerdo firmado entre la Unión Europea y Marruecos, se fijan los contingentes de exportación de tomates frescos. En la última campaña, Marruecos exportó a Europa unas 423000 toneladas de este producto, de las cuales 256000 toneladas estaban sujetas a contingentes.