El Ministerio de Transportes comenzará a trabajar “a la mayor brevedad” en el desprendimiento de talud de la A-7 en Castell de Ferro

76
Publicidad

El pasado 9 de marzo comenzaron a desprenderse rocas en el talud del p.k. 354 de la calzada sentido Almería de la A-7, en la zona del enlace de Castell de Ferro-Lújar.

En la tarde de ayer se produjo el desprendimiento de gran parte del talud, quedando cortada completamente la A-7, y estableciéndose como desvío alternativo la N-340 entre los pp.kk. 342 y 354 de la A-7.

Se va a trabajar en la zona, siempre que esté garantizada la seguridad de los trabajadores, teniendo como primer objetivo abrir la calzada sentido Málaga y habilitar un carril por sentido en dicha calzada, cuando los trabajos lo permitan.

En paralelo, técnicos especializados en geotecnia están investigando las causas del desprendimiento para proponer las actuaciones que permitan la reapertura completa A-7 garantizando la seguridad de los usuarios.