El Ayuntamiento de Motil aprueba una bajada de impuestos histórica

43
Publicidad

El Ayuntamiento de Motril ha aprobado, en una histórica sesión plenaria, el documento que contiene una rebaja fiscal sin precedentes dirigida a todas las familias motrileñas que refleja la total convicción de que Motril necesitaba este revulsivo después de que en este ejercicio Motril liquidará toda su deuda municipal y pondrá el marcador a cero, comenzando una nueva etapa sin esa carga que alcanzaba los 43 millones de euros en 2007.

La alcaldesa de Motril, Luisa García Chamorro, ha mostrado su satisfacción en torno a esta rebaja fiscal “histórica que ayudará a muchas familias motrileñas y que pretende, además, hacer de Motril una ciudad atractiva desde el punto de vista fiscal”. La primera autoridad municipal ha subrayado que estas rebajas fiscales, unidas al futuro presupuesto para 2023 que ya está elaborándose, “supondrán colocar a Motril en un punto de consolidación como epicentro urbano y económico, que pone fin al lastre de la deuda municipal y permite actuar con total libertad y altitud de miras en pro de todos los motrileños y motrileñas”.

Atendiendo a las cifras, el teniente de alcalde de Economía y Hacienda, Nicolás Navarro, ha destacado la importante apuesta social que se está realizando “gracias a un gran trabajo en equipo y desde la voluntad política seria y responsable, que es la que merecen todos los ciudadanos de Motril”. En concreto, dentro de estas rebajas se encuentran la del impuesto de vehículos, que afecta a casi 30.000 vehículos y cuya bajada alcanzará hasta el 24% en el caso de los turismos de menor cilindrada. A todo ello, se suman medidas de bajada de impuestos y tasas como la bonificación del 50% en inmuebles cuya actividad tenga un carácter deportivo o el 100% de bonificación en el IVTM en vehículos históricos, un 50% en vehículos con una antigüedad mínima de 25 años y 50% durante tres años para vehículos eléctricos.

Además, como ha explicado Navarro, dentro de los impuestos sobre actividades económicas, el Ayuntamiento aprueba la bonificación del 10% de la cuota para aquellos ciudadanos que hayan obtenido una renta económica negativa. Especialmente, dentro se continúa apostando por el emprendimiento y la dinamización comercial con la reducción del 20% de la tasa de apertura de nuevos establecimientos.