El Pleno del Ayuntamiento de Motril ha aprobado por mayoría la propuesta de modificación de la forma de gestión del servicio de retirada, traslado, depósito y custodia de vehículos de la vía pública así como la aprobación del pliego de prescripciones administrativas, técnicas y el inicio del procedimiento de licitación del contrato de gestión del servicio público de grúa.

            El teniente de alcalde de Economía y Hacienda y responsable de LIMDECO, Francisco Sánchez-Cantalejo, ha explicado que el servicio de grúa y depósito de vehículos en Motril se presta en la actualidad a través de la empresa municipal de limpieza.

            “El objetivo principal de la empresa, sin embargo, es la limpieza, no la gestión de determinados servicios que no le corresponden”, ha indicado Sánchez-Cantalejo quien ha añadido que con esta modificación se cambia la forma de gestión del servicio de grúa, “que pasará a ser indirecta a través de la concesión”.

            El responsable de LIMDECO ha especificado que se han tenido en cuenta algunas salvedades vistas por la oposición para poder llegar a un acuerdo con el que sacar adelante este punto.

            “Y es que este servicio se va a realizar con la presencia de un agente de la Policía Local”, ha afirmado Sánchez-Cantalejo.

            Por su parte, la teniente de alcalde responsable de Movilidad, María Ángeles Escámez, ha informado que con el pliego de condiciones para la contratación del servicio de grúa, la empresa que se quede con esta oferta deberá tener a disposición cuantos equipos y vehículos sean necesarios para llevar a cabo el servicio en perfectas condiciones y en los tiempos de respuesta. “Además, deberá haber presencia Policial para que así quede registrada la retirada del coche infractor”, ha afirmado Escámez.

Avance del Plan Especial de Protección del Casco Histórico de Motril

            De otro lado, también se ha aprobado por unanimidad el Avance del Plan Especial de Protección del Casco Histórico de Motril salvo el ‘eje’ número cuatro, enfocado a las acciones relativas a movilidad urbana, y que se ha dejado sobre la mesa hasta la creación de una Comisión que integre a grupos políticos, asociaciones de vecinos, asociaciones de comerciantes y empresarios o asociaciones culturales, para debatir y llegar de forma consensuada a un modelo de peatonalización.

            El teniente de alcalde de Urbanismo y Obras Públicas, Antonio Escámez, ha expresado que con la parte aprobada en este Avance se consigue “una herramienta con la que empezar a trabajar” con el fin de proteger los edificios históricos de Motril.

            Escámez ha puntualizado que todavía quedan dos pasos más “la aprobación inicial y la definitiva. Estas medidas no son ejecutivas, lo serán tras la ratificación final, pero sin lugar a dudas van a suponer un paso adelante en la conservación y blindaje de nuestros inmuebles más señeros”.

            Antonio Escámez ha explicado que mediante esta aprobación se quiere establecer un control cautelar, por plazo de una año, para todas las edificaciones de todo el término municipal cuya antigüedad sea igual o superior a 100 años.

            “Gracias a este control, se plasma la obligación de someter las licencias que se soliciten sobre este tipo de inmuebles a pronunciamiento expreso del Pleno sobre el posible interés público o no de la conservación e incorporación al catálogo de dicho edificio, previa valoración técnica de la actuación, en caso de demolición, o en Junta de Gobierno Local para el resto de actuaciones”, ha remarcado el responsable de Urbanismo y Obras Públicas.

            Por último, todos los grupos políticos con representación en el Pleno han agradecido a los servicios técnicos del Ayuntamiento su implicación y el trabajo realizado para sacar adelante este Avance del Plan Especial de Protección del Casco Histórico de Motril.

Dejar respuesta